El curioso caso del Marcado CE de las ventanas

El Marcado CE de las ventanas aunque es -desde hace años- un requisito obligatorio no ha adquirido el protagonismo esperado, quizás porque por sí solo no implica el cumplimiento del Código Técnico de la Edificación (CTE).

El Marcado CE, aportado por el *fabricante de la ventana -carpintero de aluminio- solo garantiza que la ventana instalada -en una obra en concreto- es una reproducción de un modelo ensayado. Para cumplir el CTE, los valores de ensayos deben superar los requisitos que cada Documento Básico estipule. Es decir, una ventana puede tener reglamentariamente Marcado CE pero no cumplir el CTE.

¿Qué debe definir el arquitecto en proyecto?

Entre otras cosas, las clasificaciones de ensayo a exigir a las ventanas para cumplimiento de CTE, en función de la orientación, la ocupación, el emplazamiento, el número de huecos… es decir, principalmente:

Permeabilidad al aire, ventilación seguridad de uso, factor solar, estanqueidad al agua, resistencia al viento, aislamiento acústico y térmico.

Antes de fabricar las ventanas, el contratista o la dirección de obra deben indicar al *fabricante de las ventanas qué valores de ensayo han de cumplir y así poder elegir el sistema de aluminio adecuado.

¿Quién es el *fabricante de la ventana?

Aquel profesional que manipula los perfiles de aluminio, accesorios, vidrios y juntas para configurar y normalmente instalar, la ventana, es decir, el carpintero de aluminio.

Ningún intermediario o proveedor puede asumir tal responsabilidad, pues es solo él quien puede declarar aquello que finalmente ha instalado en obra.

accesorios carpinteria aluminio

 

¿Qué debe aportar el fabricante de la ventana?

Aportará a la dirección de obra, Declaración de Conformidad y Marcado CE -para demostrar que es lo que se ha instalado- y ficha de ensayos del sistema de ventana, realizada en laboratorios acreditados -para demostrar que cumple con CTE-.